¿Ejercicio en pareja? ¡Apóyense, no compitan!

Todo el mundo sabe que la alimentación sana y el ejercicio son buenos para nosotros como individuos. Sin embargo, poco escuchamos sobre cómo el ejercicio puede beneficiar nuestra relación en pareja. 

Si bien el ejercicio no puede protegernos contra todas las enfermedades posibles, es muy bueno para mejorar nuestro estado de ánimo y ayudarnos a mantenernos activos, y una de las particularidades de las parejas sanas es que se deben el uno al otro para cuidar su salud mutuamente, pero hay algunos detalles que debes tomar en cuenta.

Sé empático y no presiones

Si hay una constante en la mayoría de las relaciones, es esto: no puedes obligar a alguien a hacer algo que no quiere hacer. Presionar demasiado para influir en el comportamiento de otra persona a menudo genera problemas, especialmente cuando se trata de temas delicados como hacer ejercicio. Si bien es posible que tengas preocupaciones válidas sobre el bienestar de tu ser querido, existen formas correctas e incorrectas de abordar el problema. 

Si llevas un estilo de vida activo y tu pareja no, no permitas que el ejercicio se convierta en una causa de tensión y resentimiento. En cambio, adopta un enfoque positivo y productivo para apoyar a tu pareja y fomentar hábitos saludables.

Promueve comportamientos sanos

Algunas parejas son más receptivas que otras a los consejos de sus amigos y familiares. Tú conoces mejor a tu pareja. Si es del tipo que se pone a la defensiva o se rebela en contra de un recordatorio amistoso para hacer ejercicio, tal vez debas probar un enfoque más sutil.

Sé un ejemplo a seguir

Hazle saber a tu pareja que la amas y te preocupas por ella. Invítala a participar en eventos activos como jugar un partido de tenis o ir de excursión juntos. En lugar de culpar a tu pareja o hacer que se sienta mal por sus elecciones, concéntrate en actuar como una influencia positiva. Después de todo, nadie quiere sentirse avergonzado u obligado a hacer ejercicio.

El simple hecho de ser un buen modelo a seguir puede tener un gran impacto en el comportamiento de quienes nos rodean, incluyendo a tu pareja. Así que utiliza estímulos gentiles para alentarla, sé amable, amoroso y déjale ver que el ejercicio en sí es divertido pero hacerlo en pareja es mucho mejor. Rompe los estereotipos y sé la persona que quieres tener en tu vida. Lerk, tu aliado en el placer. 

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

En el placer de dar placer se esconde el arte de vivir ¡Compártelo!

Follow by Email