Diabetes en la vida sexual, aclara tus dudas

Ahora que ya sabemos que la diabetes es una enfermedad que afecta diferentes aspectos de nuestra salud. Es momento de discutir sobre algunas de las consecuencias más importantes, las dificultades que presenta en nuestra vida sexual. 

 

Cuando se trata de condiciones tipo crónicas, la sexualidad saludable y la expresión sexual son algunas de las prioridades para mantener una buena calidad de vida. Por eso mismo, aquí tenemos una breve guía informativa sobre la sexualidad viviendo con diabetes: 

 

Primero que nada, recuerda que la diabetes no es motivo de vergüenza. Si buscas mejorar tu vida sexual, al mantenerte informado te encuentras en el camino correcto. Cambia el miedo por la confianza. Lerk, tu aliado en el placer. Recuerda que es crucial revisar tus dudas, priorizar tu salud y conquistar el miedo.

 

 

Comunicación

Es importante discutir cualquier inquietud sexual con nuestra pareja, ya que es con quien compartimos esta parte tan importante de nuestra vida. Comenzar por identificar que los síntomas están relacionados con la diabetes y poder determinar que hay una razón física. Quitarle peso a la enfermedad es el primer paso, saber que se trata de una cuestión médica que está fuera de nuestro control pero tiene solución. 

 

Disfunción eréctil

La glucosa alta en sangre daña los nervios, estrecha los vasos sanguíneos del pene para que no llegue suficiente sangre para lograr erección. Los daños a los nervios y vasos sanguíneos del miembro son irreversibles, pero sí se pueden prevenir y combatir con tratamientos especiales para una vida mucho más plena.

 

 

Disfunción eyaculatoria

En algunos casos de diabetes, el hombre es capaz de experimentar un orgasmo pero no una eyaculación. Esto se debe a los altos niveles de glucosa en la sangre que con el tiempo dañan los nervios, por lo que el semen se descarga nuevamente dentro de la vejiga en lugar de salir por el pene durante el clímax del coito. Posteriormente puede provocar infertilidad, para lo cual ya existen diferentes tipos de procedimientos médicos. 

 

Niveles bajos de testosterona

Como ya sabemos, los bajos niveles de testosterona pueden causar distintos síntomas como: falta de energía, pérdida de masa muscular, depresión, disminución de la libido y disfunción eréctil. La terapia de reemplazo de testosterona es una opción frecuentemente utilizada para tratar estos casos.
Para más información sobre este procedimiento, visita nuestro artículo relacionado: Terapia de reemplazo de testosterona: ¿Qué es y por qué es importante considerarla?

 

Disminución de la libido

La libido es multifactorial, lo cual significa que es influenciada por distintos factores tanto hormonales como emocionales. La disminución de la libido puede ser resultado de agotamiento, o incluso ansiedad por bajo rendimiento sexual. Para esto la comunicación con la pareja es clave. Consultar a un médico o sexólogo también es una excelente idea. 

 

Recuerda que el sexo consume energía, y al igual que con el ejercicio, debes cuidar de tu alimentación, respiración y niveles de glucosa sanguínea para practicarlo con responsabilidad. Una dieta saludable y completa con ejercicio cardiovascular de bajo impacto puede ayudar a llevar una vida longeva y próspera. 

 

Finalmente, es importante que a pesar de tener dificultades en la sexualidad, esto no anula la posibilidad de una vida sexual satisfactoria y placentera. Ahora que ya tienes la información, continua sin miedo. Eres lo que eliges ser. Lerk, tu aliado en el placer.

 

Revisa tus dudas, prioriza tu salud, conquista tus miedos.

#ElPoderDeEstarBien

 

 

Referencias: 

https://www.niddk.nih.gov/health-information/informacion-de-la-salud/diabetes/informacion-general/que-es
https://www.medicalnewstoday.com/articles/317194#impact-on-both
https://www.diabetes.org/diabetes/complications/sex-diabetes
Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

En el placer de dar placer se esconde el arte de vivir ¡Compártelo!